Asistir a una conferencia de una empresa de videojuegos es una experiencia impactante, en la que un aficionado al mundillo como muchos de nosotros disfruta en directo de algo que puede ser único e irrepetible. Si esa conferencia es solo para diez personas y además te hablan los desarrolladores de uno de tus juegos más esperados como Aliens: Colonial marines, la emoción se vuelve algo difícil de mesurar.

Creo que no hay agradecimientos suficientes que podamos darle a Sega por dejarnos asistir a tal evento y por el trato recibido, ofreciéndonos la posibilidad de contaros estas sensaciones de primera mano.

 

Un juego de Alien para todo tipo de jugadores

La conferencia nos la dieron conjuntamente un alto responsable de Sega Europa y dos de las cabezas visibles en el desarrollo de Aliens: Colonial Marines en una sala ambientada totalmente en la saga. En ella podíamos ver un huevo de alien entreabierto, una cápsula de laboratorio con un atrapacaras a tamaño natural y un par de rifles de impulsos entre otros objetos del mundo Alien.

Comienza la conferencia y nos ofrecen una demostración en directo de la jugabilidad mientras nos explican brevemente la historia del juego, situado en hechos posteriores a Aliens. Lo primero que nos impacta es el apartado gráfico, y es que cuando creías que la presente generación había tocado techo, uno se da cuenta que esta todavía tiene mucho que ofrecernos.

El juego muestra un nivel de detalle altísimo, con muchos personajes moviéndose a la vez y una cantidad enorme de xenomorfos. La velocidad de estos ha sido reducida respecto a las películas, ya que de haberla respetado, se habría transformado es un juego muy frustrante para el jugador.

En la demo que jugaron, el título estaba tremendamente orientado a la acción con ligeros toques de terror. Por suerte, en el momento de ruegos y preguntas, los chicos de Gearbox nos comentaron que habría todo tipo de situaciones, ya que como desarrolladores, habían intentado contentar a los fans de Alien y a los amantes de los juegos de acción por igual.

 

Acción multijugador

En un momento determinado de la conferencia se nos mostró la posibilidad de que un segundo jugador se añadiera a la partida del modo historia sin tener que volver a empezar o salir de esta. El juego no perdía calidad gráfica ni ofrecía ralentizaciones visibles al estar funcionando bajo un PC de última gama. De todas formas, se espera obtener un resultado muy próximo en consolas.

Las situaciones del juego varían a lo largo del desarrollo,  pasando desde lugares a priori deshabitados a tener que huir desesperadamente en una persecución contra un Alien reina de tamaño colosal, la cual estaba presente en muchos momentos de la demo. En este juego, de lo único que puede estar uno convencido, es que no hay lugar seguro. Podemos estar tranquilamente en una sala y comenzar a ver que nuestro sensor de proximidad comienza a parpadear y pitar, mostrando como los Aliens nos van flanqueando por toda la estancia y atacando a nuestros compañeros desde los conductos de ventilación o por las rejas del suelo.  La sensación de agobio está patente y se acentua con apagones de electricidad y los gritos de terror de los otros marines.

 

Fidelidad extrema

Si hay algo que tengamos que agradecer a Gearbox es sin duda la fidelidad que han mostrado a la saga. Podemos ver los típicos sensores de proximidad, las torretas automáticas, los Power Loader (exoesqueleto amarillo de carga), el mismo estilo de recreación en las instalaciones que en la segunda película y como no, los rifles de impulsos perfectamente representados.

El modelado de los Aliens es simplemente magnífico. Todos sus estados desde el atrapacaras al xenomorfo han sido fielmente representados, haciendo mención a parte del Alien reina que es exactamente igual que en la película de Cameron.

 

Conclusiones finales

Aliens: Colonial marines apunta muy alto. Parece que por fin la industria del videojuego comienza a tomarse en serio las grandes sagas de Hollywood y nos comienzan a llegar maravillas como este título o Batman Arkham City.

Si sois fans de Alien, o simplemente amantes de los juegos de terror mezclados con acción como Dead Space, marcad este juego en rojo en vuestra lista de juegos para el 2012. Parece que va a ser soberbio.