Últimamente las noticias peculiares invaden el mundo de los videojuegos. Si hace unos días os hablábamos de la versión hindú de Assassin’s Creed, ahora os presentamos la singular anécdota que tuvo lugar durante un evento centrado en promocionar Lollipop Chainsaw en San Francisco durante la Game Developers Conference.

Según han relatado numerosos testigos, un vagabundo logró colarse durante dicho evento entre un grupo de periodistas convocados para una rueda de prensa con Suda 51, principal responsable del título.

 El desarrollador estuvo atendiendo a los periodistas mediante entrevistas personales. Parecer ser que cuando el redactor de la revista Edge tenía que hablar con el padre de No More Heroes y Killer 7, un segundo hombre entró con él.

“Había muchas bebidas en el evento, así que nadie se dio cuenta de que había un segundo ‘periodista’ totalmente empapado en cerveza. Warner pensó que este hombre era parte del grupo de acompañantes de Suda y el periodista pareció asumir que era un trabajador de Warner”.

“Estuvo unos diez minutos sentado con Suda, principalmente tocándose la barbilla y asintiendo con la cabeza”, han explicado. “Cuando quedó claro que no era un periodista, sino un vagabundo que logró colarse hasta ahí, el personal de relaciones públicas lo sacó disimuladamente de ahí y Suda pareció quedarse sin palabras ante lo sucedido”.