Project Zero 2

 

El miedo es una emoción angustiosa, caótica e incómoda. Nos acelera el corazón, sale a través de los poros de la piel y de nuestras gargantas en forma de grito o lamento. El ser humano siempre ha intentado crear situaciones controladas bajo las que poder disfrutar la descarga de adrenalina que provoca el terror, sin correr ningún riesgo aparente, y los videojuegos no son una excepción en estas recreaciones.

Ahora todos los amantes de esta descarga de adrenalina llamada miedo están de enhorabuena, pues vuelve uno de los títulos más terroríficos del género survival horror, Project Zero: Crimson Butterfly, ahora renombrado como Project Zero II: Wii Edition. Prepárate a descubrir el miedo en su estado más puro.

 

La historia se repite

Nuestra historia comienza con un recuerdo, el de dos pequeñas niñas corriendo a través de un bosque. Una de ellas llama a su hermana, aparentemente se está quedando rezagada y tiene miedo a que le abandone en ese frondoso bosque, a quedarse sola. Intentando alcanzar a su querida hermanita la niña cae por un desnivel, quedando inconsciente y con la pierna rota.

Han pasado algunos años y Mio y Mayu, las dos gemelas de la historia, ya son unas guapas adolescentes de 15 años. Ambas están sentadas en aquel mismo paraje boscoso. Desde el accidente Mayu no ha vuelto a caminar sin cojear y Mio se siente terriblemente culpable por ello, por lo que al recordar lo sucedido prometen no separarse nunca. En ese momento, una mariposa carmesí pasa entre ellas desapareciendo poco después por la maleza. Mayu, como presa de un irresistible impulso, toma un pequeño sendero en la misma dirección y cruza el bosque con Mio tras ella llamándola preocupada.  Finalmente llegan a un claro en lo alto de un acantilado que descansa a los pies de un pequeño y abandonado pueblo: la aldea perdida.

 

 

Todo ha oscurecido a su alrededor y tras el manto que oculta la noche la niebla se alza por encima de las lúgubres casas de estilo tradicional japonés. Según narra la leyenda, la tragedia ocurrió mientras se celebraba un ritual de folclore popular. Muchos habitantes huyeron hacia el bosque mientras la ira se cernía sobre los pueblerinos, pero aun así no evitaron el cruel destino de la muerte.

 

 

Así comienza la historia de Project Zero: Wii Edition, la nueva versión del segundo título de la saga y el más querido entre sus seguidores. Ahora, gracias a la colaboración de Tecmo y Nintendo, ha sido rehecho en su totalidad para mejorarlo en todos los aspectos y poder ofrecer una experiencia aún más terrorífica, manteniéndose siempre fiel al original. Un reto sin duda difícil de lograr que ha sido llevado a cabo con extraordinaria maestría.

 

Una ambientación terroríficamente real

Si algo caracteriza a un título de la saga Project Zero es la ambientación, ya que sabe transmitir de la mejor forma posible, a través de los decorados y los escenarios, el ambiente de tensión y miedo enrarecido por extrañas presencias. Tanto la música como los decorados crean una perfecta armonía con la que el jugador se sentirá observado y tenso desde el primer momento. A medida que se avanza en el juego esa tensión no desaparece en absoluto, como pueden llegar a pensar los jugadores más veteranos y valientes. Más bien todo lo contrario, va aumentando hasta hacerte saltar del sofá en muchas ocasiones.

 

 

Los creadores han sabido dar con la tecla al crear los motivos de decoración inspirados en las antiguas tradiciones japonesas. Las casas encantadas dan una sensación de más desamparo con los viejos kimonos colgados aún en sus biombos, o las inexpresivas muñecas de porcelana observando tus movimientos desde la oscuridad. Todo ello combinado perfectamente con una música ambiental compuesta para pasar desapercibida en el desarrollo del juego, pero que acompaña en todo momento al jugador, formando parte imprescindible de la ambientación.

 

Una historia de fantasmas

En Project Zero: Wii Edition cada fantasma tiene su propia y macabra historia (los aldeanos, el sacerdote, la ahogada, etc.), de todos ellos conoceremos su escalofriante muerte a cada cual más terrible que la anterior. Ya sea a través de los minerales que graban los últimos pensamientos de los moribundos, y que gracias a la radio espectral podremos escuchar, o encontrando las notas y diarios repartidos por todo el pueblo, el jugador conocerá al final del juego quién y por qué le ha atacado en cada momento. Aunque esto parece un detalle más, crea un vínculo importante entre el jugador y la historia, haciendo que se sienta parte de ella al conocer todos sus macabros secretos.

 

 

Como en todos los títulos de la saga, podremos enfrentarnos y derrotar a los fantasmas menos pacíficos con nuestra Cámara Oscura, una vieja cámara que captura el alma de los espíritus debilitándolos hasta hacerlos desaparecer. Las fotografías realizadas en los enfrentamientos pueden llegar a ser escalofriantes. En esta nueva versión se ha rediseñado a los diferentes enemigos para mostrar más detalles y texturas, consiguiendo así una fotografía de nuestro atacante más terrorífica y realista.

 

La Cámara Oscura

En todos los títulos de la saga Project Zero el jugador únicamente está armado con la Cámara Oscura, un aparato creado por el señor Asou para capturar el alma de los espíritus errantes.. Podríamos decir sin miedo a equivocarnos que el mando de Wii es el complemento perfecto para este juego, pues su adaptación a los movimientos de la cámara y el realismo que con que implementa la jugabilidad, por ejemplo durante los paseos de Mio por las diferentes zonas de éste, es natural e intuitivo, fomentando de esta forma la descontaminación de elementos que impiden al jugador que se adentre completamente en el ambiente del juego. Si bien es cierto que al principio cuesta un poco habituarse a este tipo de enfoque, después resulta muy útil. Además, en esta nueva versión se ha añadido un botón de fijado de objetivo que permite seguir en todo momento a tu enemigo sin tener que estar continuamente moviendo el mando para centrarlo.

Durante el transcurso de la historia los fantasmas serán cada vez más peligrosos y poderosos, por ese motivo se ofrece  la posibilidad de mejorar nuestra cámara a lo largo del juego. Estas mejoras se podrán obtener de dos formas, mediante puntos u objetos.

 

 

Los objetos serán por un lado las lentes repartidas por todo el mapa del juego. Cada una ofrecerá un tipo de disparo con unas características especiales. Por ejemplo, la lente aturdidora dejará un poco desorientados a los espíritus cada vez que les fotografiemos, o la relentizadora, que hará que los movimientos de los fantasmas sean más pausados justo después de un golpe dañino. Por su parte, los accesorios ofrecen mejoras como poder esquivar a los espíritus mientras se usa el modo cámara, y a diferencia de las lentes, no hace falta intercambiarlos ni subirlos de nivel.

Otro de los sistemas para aumentar el poder de la Cámara Oscura es a través de los puntos espirituales que se consiguen capturando el alma de los espíritus o bien por las piedras de poder que el jugador encontrará en diferentes escenarios del juego.

 

La Casa Embrujada

Pero Project Zero II: Wii Edition oculta otros modos de juego igualmente terroríficos, ideales para jugar con los amigos. En el interior de la casa embrujada espera Kureha, una sacerdotisa que valorará y juzgará tus reacciones ante los 3 diferentes retos que te ofrece. En todos ellos se utilizará un mismo patrón de movimiento, avanzando simplemente mientras mantienes apretado el botón A y moviendo la vista lateralmente con el Nunchuk. Los escenarios serán diferentes a los del modo historia del juego, ligeramente modificados para adaptarlos a la jugabilidad de estos mini-retos.

Los tres modos de juego son los siguientes:

  • Mantén la calma: Kureha reta al jugador a caminar a través de diferentes escenarios del juego, con el único fin de llegar al final de la etapa lo más tranquilo y relajado posible.
  • Búsqueda de muñecas: en este modo tendremos que buscar las pequeñas muñecas de porcelana escondidas a lo largo del recorrido, estando siempre alerta al espíritu que nos persigue, ya que si se acerca demasiado nos matará.
  • Fotografía fantasmal: consigue fotografiar a un espíritu que irá apareciendo durante todo el recorrido.

 

Conclusión

Project Zero II: Wii Edition es un juego que todo fan de la saga debería poseer. Ha sido adaptado maravillosamente a la consola de Nintendo, y ha mejorado en todos los aspectos importantes, como son la ambientación, movilidad y jugabilidad, manteniendo intacto el espíritu e historia original.

Pese a que el control de la cámara puede resultar complicado en algún momento debido a la emoción de la lucha, esto no es un impedimento para disfrutar del combate. Los espíritus son más reales y terroríficos que nunca, repercutido en la dificultad de los enfrentamientos.

Project Zero II: Wii Edition es el retorno de un clásico, que esperamos, sea el primero de muchos.

 

{youtube}1WNspNkJ7rQ|560|315{/youtube}

 

A favor:

  • Una ambientación muy lograda
  • La trama
  • El nuevo modelado de Mio y Mayu
  • La inclusión del mapa en la pantalla de juego

 

En contra:

  • Ha aumentado la dificultad de los enemigos
  • El control inicial de la cámara al enfocar

Nota: