Nasne, así se llama el sucesor de PlayTV. O se llamaría, porque a última hora Sony ha decidido no comercializar el producto, el cual llegaría mañana a las tiendas japonesas. Este sintonizador iba a ofrecer a sus compradores la posibilidad no solo de sintonizar canales digitales, sino también de grabar y compartir contenido entre PlayStation 3, PlayStation Vita, portátiles Vaio o móviles Xperia, gracias a su disco duro de 500Gb.

Según algunos comercios nipones, la comercialización del dispositivo se ha detenido por culpa de un «fallo crítico» que afectaría a miles de usuarios.
No obstante, Sony no ha realizado ninguna declaración al respecto, por lo que aún no conocemos la naturaleza de este «fallo crítico» y si Sony planea una nueva fecha de lanzamiento al producto.