Tadatoshi Fujimaki, autor del manga Kuroko no Basket, lleva un mes recibiendo cartas amenazantes de una persona que le pide que finalice su obra si no quiere que algo malo ocurra. Esta persona ha mandado diversas cartas tanto al autor, como a algunas instituciones japonesas – el instituto Toyama de Shibuya y la Universidad Sophia de Tokio– que contenían ácido sulfhídrico. También han recibido estas cartas amenazantes todos los organizadores y gente relacionada con la serie.

Debido a este grave problema, y por miedo a que ocurra una desgracia, se han suspendido diversos eventos relacionados con la serie hasta que el culpable sea arrestado por la policía. De esta manera, los tres eventos, organizados por Studio You, que se iban a celebrar este mes han quedado cancelados.

Tadatoshi Fujimaki, harto de la situación, ha declarado en el último número de la revista Shonen Jump: “No importa lo que pase, seguiré trabajando en este manga hasta el final”.

Fuente: Koi-nya