Ni Soul Sacrifice, ni bajadas de precio, ni juegos de One Piece. Lo que va a levantar las ventas de PS Vita, además de otros atributos masculinos nipones, va a ser el lanzamiento de Senran Kagura: Shinovi Versus. ¡Y no! No va a ser por sus gráficos, ni por su desenfadada jugabilidad ni mucho menos por su argumento…. va a ser por poder dejar en sujetador y bragas a niñas japonesas con tetas más grandes que cabezas de enanos.

Del vídeo que os dejamos a continuación podemos sacar en claro dos cosas.

1.- Las chicas no tienen silicona en las tetas, tienen toneladas de gelatina Royal y/o pudding

2.- O la ropa interior japonesa es de titanio o los vestidos son de papel de fumar

¡Dentro vídeo!