Que nadie se espante por el titular, que no estamos hablando de una nueva arma bélica ambientada en el universo de James Bond. Lo que os vamos a presentar es una de esas maravillas freaks que nos encantan a los seguidores de los videojuegos, algo ambientado en este basto mundillo que es inofensivo y que no usaremos más de dos veces seguidas, pero que cuyo valor emocional está por las nubes.

Yendo directos al grano: ¿os acordáis de las minas de GoldenEye? ¡Pues navegando por Internet hemos encontrado la forma de crera una réplica por nosotros mismos! Aunque avisados estáis, hay que ser un poco manitas para realizarla. Si queréis intentarlo tan solo tenéis que ir al siguiente enlace y seguir los pasos, y si conseguís que el producto quede como en el vídeo por favor avisadnos, que nos encantaría abrir en Tallon una sección de Bricomanía con nuestros Tallonianos más manitas.

{youtube}3L6eVMm9JNk{/youtube}