Hay novelas que dejan huella, historias que al finalizarlas una sensación de añoranza invade tú ser, y Las piedras de Chihaya sin duda es una de ellas.

piedras

Hay novelas que dejan huella, historias que al finalizarlas una sensación de añoranza invade tú ser. Ya has llegado al final y tienes que despedirte de aquellos personajes que han sido compañeros de fatigas y aventuras, protagonistas que han cobrado vida en tu mente y a través de los cuales has ido descubriendo su trama y sus misterios. Llegado la hora del fin casi te despides de ellos como si de un viejo amigo se tratase.

Las piedras de Chihaya es una de esas extrañas obras de las cuales no quieres llegar a despedirte nunca, y con más de 1.500 páginas divididas en 3 volúmenes te quedas con ganas de más. Esta obra de samuráis en el Japón feudal es una de las pocas que existen en el mercado que ha sido escrita por un autor español, tan misterioso como el poder de atracción que desprende su trilogía Las piedras de Chihaya. Tallon4 ha tenido el placer de realizar una entrevista este autor novel, Sergio Vega, para sonsacarle todos los detalles de su obra. ¿Qué lleva a una persona, que nada tiene que ver con el mundo literario,  a publicar una obra de samuráis perfectamente documentada y con un trabajo de investigación de siete años?

Y parece que esta aventura que ha emprendido Sergio Vega está dando sus frutos, pues ya ha sido galardonado con dos pequeños “Celedonios” (nombre que reciben las pequeñas mascotas de los premios Hislibris). El primer galardón de los premios Hislibris 2013 se lo dieron por mejor autor novel y el segundo por mejor novela histórica, sobre la primera parte de la trilogía. Las piedras de Chihaya es una trilogía que está siendo publicada por Quaterni, editorial especializada en libros japoneses.

Descubre más sobre el misterioso autor de Las piedras de Chihaya, Sergio Vega y los detalles de su obra en la entrevista que le hemos realizado.

IMG_20140425_204830

[Tallon4] Buenos días Sergio, nosotros hemos tratado de explicar un poco la trama principal de la obra, pero sería todo un lujo poder leer el resumen de puño y letra del propio autor, por favor, ¿nos podrías hacer una breve descripción de la historia en la que nos sumerge tu obra Las piedras de Chihaya?

[Sergio Vega] Buenos días a todos. Lo primero un enorme gracias por dar la oportunidad de asomarme tímidamente a este maravilloso rincón del universo virtual. Lo segundo contaros que la historia  empieza con un niño, oculto entre montañas, arropado por el campo de arroz que él y su familia trabajan. Está atrapado allí, pero al mismo tiempo es libre de las férreas normas sociales que imperan en la sociedad del Japón del siglo XIV. Eso le permite escuchar lo que su Ser Interno le sugiere y experimentar una percepción y comunión con la naturaleza fuera de lo común.

Pero todo esto cambia cuando la lucha de poder entre la nueva clase guerrera, los samuráis, sacude el país, arrancándolo traumáticamente de su hogar. Es entonces cuando conoce a un extraño monje zen itinerante que le llevará a recorrer los caminos y a vivir los hechos que cambiaron el rumbo de la historia de Japón.

[T4] ¿Un extraño monje? Te preguntaría qué tiene de extraño, pero eso lo dejo para que lo descubran los lectores. Por otro lado ¿significa que también conoceremos más de cerca el mundo de los monjes budistas?

[S.V.] En realidad el monje no es tan raro para su condición. De hecho es el prototipo de monje zen, pero para el protagonista y el lector poco habituado al zen supone un auténtico enigma.

Un importante aliciente de la época del relato fue la extensión del budismo zen por todo el país a la vez que adquiría la personalidad propia de Japón. Hasta entonces solo era conocido y practicado por la élite cortesana, pero los samuráis lo potenciaron enormemente, básicamente porque les ayudaba a no temer a la muerte y porque sus enseñanzas eran directas y ajenas a un largo estudio, que no se podían permitir por su exigente y continúa preparación de guerreros. Mientras el budismo tradicional hablaba de que la iluminación llegaba tras un arduo camino que podía llevar infinidad de reencarnaciones, el zen la presentaba como una inesperada y súbita toma de conciencia que podía llegar en cualquier momento y a cualquier persona.

[T4] En la biografía incluida en la primera parte de tu obra apenas pone información sobre ti, solo deja claro que eres una persona que no ha tenido formación en historia y que esta es tu primera obra, por lo que tampoco eras escritor… ¿Cuál era tu profesión antes de convertirte en escritor? ¿Compaginas ambas profesiones actualmente?[S.V.]En cierta ocasión me encontraba firmando ejemplares del libro y una persona se acercó hasta mí y, con aire pomposo, me recriminó que no hubiera suficiente información sobre el autor para atraer la atención del lector. “Una mala decisión”, afirmaba. Por supuesto no lo compró, pero de lo que no se percató fue de que no era para él. Aunque hubiera leído maravillas sobre el autor no se lo hubiera llevado.

Os contaré algo: tengo otro trabajo, que es el que me da de comer, por lo que la aventura de esta trilogía no deja de ser un proyecto personal totalmente libre de condicionamientos económicos o de cualquier otra índole. Eso se traduce en total libertad creativa y de tratamiento de la obra.

En cuanto a la escasa información sobre mi deciros que siempre he considerado que cada libro tiene entidad propia, que es en sí mismo algo único e irrepetible, que solo contiene un empuje inicial del escritor y que el que de verdad le da vida es el lector que lo acaricia. La novela no es mía, solo me limité a transcribir las palabras que ella misma formaba, así que creo suficiente para contentar a mi ego que aparezca mi nombre en ella. No hay más información sobre el autor porque el libro es mucho más importante que yo y porque gracias a no conocer nada sobre mí puedes abordarlo sin ninguna idea preconcebida.

1613941_552628714835057_497689779_n

[T4] ¡Creo que me dejas más intrigada aún de lo que ya estaba!  Volviendo a tu obra, Las piedras de Chihaya tiene todo un trasfondo histórico y social real, la lucha interna por el poder entre el emperador y el shôgun que existía en el siglo XIV, momento histórico en el que se basa la obra y una de las épocas menos documentadas de la historia de Japón ¿Cómo te pudiste informar sobre esta época con los escasos documentos que existen hoy en día sobre ella y sin tener los recursos con que contaría, por ejemplo, un historiador o un traductor? ¡Parece misión imposible!

[S.V.] Ja, ja. Pues con mucha, mucha paciencia. De verdad que cuando me metí en este lio no sabía lo costoso que me iba a resultar el proceso de documentación. Fue la principal causa de que me llevara siete años acabar el proyecto. No existían otras novelas o libros históricos en español, solo algo en japonés y menos en inglés. Tampoco películas, documentales…

Me centré en documentos y libros sobre la historia samurái y la época anterior. Encontraba referencias, datos sueltos que debía registrar e ir enlazando con el tiempo. Descubría muchas contradicciones, datos que debía reemplazar, callejones sin salida que deshacer… Fue muy duro, aunque todo tiene un motivo. Gracias a ello tomé la decisión de publicarlo, pues en principio lo escribía solo para mí.

[T4] ¡7 años! Desde luego en esta obra es una parte muy importante de tu vida, debes de sentirte muy orgulloso de ella.

[S.V.] Me siento contento del esfuerzo, de la perseverancia y de su culminación, pero sobre el resultado final no puedo sentirme orgulloso, pues no me corresponde juzgar su calidad. Me refiero a que el hecho de que algo te cueste mucho trabajo no quiere decir que sea de gran valía. Y como también puede ocurrir lo contrario, creo que para tu bagaje personal lo realmente importante es tu camino, por encima de la meta conseguida. Por eso me siento dichoso de todo lo que sigo aprendiendo en este viaje, de todas las experiencias, personas y superaciones que han ido haciendo que mi maleta se llene antes de llegar a destino.

[T4] Las piedras de Chihaya es una obra de temática samurái, ¿significa que el lector conocerá como era la vida de un samurái de la era Kamakura (periodo en el cual transcurre la obra)?

[S.V.] Eso he intentado, aunque como ya hemos comentado, la información sobre esta época es muy pobre. Incluso los propios japoneses tienen muchas lagunas. Lo que sí sabemos es que la clase guerrera tomaba las riendas de la nación creando un estado militar, nacía la casta samurái y la figura del shôgun se instauraba de forma permanente por primera vez.

En la novela un samurái caído en desgracia nos presenta la forma de vida del guerrero, los principios que regían su conducta, la forma de combatir, sus lealtades, etc. Pero también nos muestra sus inquietudes, sus anhelos y su lado más humano.

Es un periodo apasionante, pues también fue la época de máximo desarrollo del ninja y de consolidación del zen japonés.

10391440_590543197710275_4936389272311221953_n

[T4] Entonces, ¿la temática ninja aparece  también reflejada también en la trilogía?

Es una parte muy importante, imposible de eludir. Además me ha dado la oportunidad de presentar una imagen más cercana a la concepción japonesa. Y no la puedo definir de otra forma, pues por un lado es más real, ajena a tópicos y estereotipos, y por otro lado más irreal, al presentar las raíces del shuguendo de donde procede.

Sobre ese carácter más real se descubre su forma de organización, vida cotidiana, su código ético, las especializaciones, formación, armas, etc. Y sobre ese carácter sobrenatural se presentan los conocimientos de control energético, de las funciones orgánicas y mentales, sustentado en técnicas concretas y en prácticas extremas de renuncia del cuerpo físico.

[T4] La trilogía Las piedras de Chihaya tiene también mucha temática sobrenatural basada en las creencias del antiguo Japón feudal. Centrándonos en ese aspecto ¿con que se podrá encontrar el lector? ¿Tendremos buenas dosis de yûreis, yôkais y folclore popular tradicional?

[S.V.] La verdad es que no podían faltar los fantasmas y los mitos populares, pues aparecen presentes en la vida cotidiana del Japón durante miles de años, en todas sus clases sociales sin distinción. El mismo emperador que aparece en la novela era asediado por los espectros de sus antepasados.

La figura más relevante en el relato es el Tengu, el mítico maestro de artes marciales de los personajes más sobresalientes de la historia samurái. Aquí se materializa desde el otro mundo para convertirse en el peor enemigo de un virtuoso samurái.

KyosaiTenguBonze

[T4]  ¿Tienes alguna anécdota divertida que puedas compartir con nosotros sobre Las piedras de Chihaya?

[S.V.] Te puedo hablar de esas maravillosas casualidades que no lo son tanto, como inventar el nombre de un pueblo y de una katana y después de publicar la novela entablar amistad con una japonesa nacida en esa ciudad y otra con el apellido de la espada; o asistir a un encuentro
informal con lectores y presentarse para que le firme un ejemplar una amiga a la que no veía desde hacía diez años y que no sabía que yo era el autor.

Otro regalo fue enterarme de que “El Taheiki”, un largo estudio sobre la época de mi relato publicado en Japón a principio del siglo XX, había sido compilado, resumido y publicado en  1958 en Estados Unidos y que se había reeditado en el 2007. Me puse como loco a buscarlo y no vi la forma de hacerme con un ejemplar en España. Buscando de segunda mano lo pedí a Inglaterra, por un precio ridículo. Cuál fue mi sorpresa cuando descubrí que acababa de comprar una primera edición del 58, en perfecto estado.

[T4]  El mayor peso de la organización de las presentaciones de tu obra recae sobre ti mismo,  y al ser un escritor poco conocido te encuentras con bastantes dificultades ¿Qué sientes cuándo los lectores asisten a ellas y discutís juntos sobre la temática de Las piedras de Chihaya?

[S.V.] Es un motivo de inmensa alegría, pues descubro qué les dice el libro a otras personas, eso que en realidad no es más que el reflejo del lector. Así que comparten lo que guardan en su interior. Son sorpresas enriquecedoras y te sientes dichoso de haber sido la excusa para que se remuevan conciencias y se despierten ilusiones. Y con aquellas que aún no han leído nada comparto el mismo amor por el Japón tradicional, sus costumbres, su ética, sus guerreros, su historia…

[T4] Entre todas las experiencias, conocimientos y aventuras que has vivido gracias a Las piedras de Chihaya ¿Con cuál te quedas? ¿Cuál ha sido lo mejor? Aquello por lo que solamente de recordarlo ya ha merecido la pena todas las dificultades y los problemas derivados.

[S.V.] Ohh, que difícil… Son tantas cosas… He aprendido mucho, he conocido a personas estupendas, he superado muchas barreras… No puedo contarlo todo o elegir una de ellas, pero si me gustaría deciros que una noche, antes de ir a dormir, pregunté a mi Ser Interno sobre qué era lo que se esperaba de mí, cuál era mi proyecto vital de ese momento, y soñé que escribía la novela. Así que me siento dichoso de haber cumplido con mi parte.

[T4] ¿A qué tipo de público crees que va dirigida tu obra?

[S.V.] Ja, ja. Esa es una pregunta tan interesante como la de tratar de definir la novela. En realidad, como ya he mencionado antes, lo escribía para mí, así que yo era el destinatario. Ahora está siendo publicado por la editorial Quaterni, ofreciéndose a un sin fin de potenciales lectores.
Creo que aquel que ame el Japón tradicional encontrará suficientes elementos para disfrutar, que el que busque una novela de aventuras pasará buenos ratos y quien sienta que hay otra realidad más plena y enriquecedora escondida tras lo cotidiano encontrará un par de nuevas puertas que abrir.

Mi consejo es que se aborden las novelas sin ninguna expectativa más allá que la de sentarse un rato en silencio y leer algo diferente.

[T4] Por último Sergio, eres una persona que con 40 años se ha atrevido a dar un giro radical a su vida, guiado por una ilusión. Muchas personas en estos momentos tendrán esta inquietud pero no se atreven a dar el paso por diferentes motivos ¿Qué les recomendarías?

[S.V.] Si lo tienes claro arriésgate. No esperes recompensas, no creas en senderos fáciles, olvídate del dinero o del reconocimiento. Simplemente haz lo que se espera de ti, aquello por lo que en este momento caminas por este mundo cambiante y efímero. La recompensa no está al final del camino, está en el propio camino, en tu decisión y en el por qué la has tomado. Hagas lo que hagas tendrás problemas y desengaños, que al menos se produzcan mientras persigues aquello que sientes, no en lo que te marcan desde fuera.

[T4] ¡Muchas gracias Sergio! Espero que Las piedras de Chihaya sea todo un éxito, nosotros lo recomendamos a todos los talonianos como una lectura ideal para verano ¡Que mejor forma de pasar las calurosas tardes veraniegas que acompañados de valerosos samuráis!

[S.V.] Un abrazo enorme para todos y un nuevo gracias.

1417533_481350028629593_815602104_o

 

Como ya hemos comentado Las piedras de Chihaya es una trilogía que está siendo publicada por Quaterni, editorial especializada en libros japoneses, y podía encontrarla en su web y en muchas librería de todas España ¡Preguntar a vuestro librero para más información!