El No Gamer Day se realizaría el primer y tercer domingo de cada mes y busca mejorar la vida familiar y potenciar otras actividades.

Lisa Simnpson No Gamers Day

Japón es un país en el que los videojuegos, al igual que el manga, forman parte de la cultura nipona. Ambos hobbies, que se han arraigado con fuerza en occidente, hacen que muchos les dediquemos gran parte de nuestro tiempo libre. ¿Pero qué sucede cuando dedicamos más tiempo del que deberíamos a lo que tendrían que ser en un principio aficiones? Esa pregunta debe haberse hecho La Junta de Educación de Hokkaido, ya que acaba de proponer que el primer y tercer domingo de cada mes sean declarados como el «No Gamer Day», que como bien indica su nombre busca promover que los jóvenes y niños esos días se alejen de los videojuegos.

La Junta de Educación de Hokkaido piensa que los que respeten el «No Gamer Day» podrán mejorar su vida familiar y realizar actividades en familia, además de dedicar tiempo a la lectura, la escuela y el hogar.

Talonianos, ¿qué os parece esta noticia? Nosotros pensamos que mientras no se trate de una imposición toda propuesta es más que respetable, pero que las horas dedicadas a los videojuegos en caso de menores las han de dictaminar y controlar los padres. ¿Qué pasa cuando somos mayorcitos? Pues que si un día nos sangran los ojos por tanto vicio es nuestra responsabilidad.