Hacía ya mucho tiempo que no hablábamos sobre leyendas urbanas japonesas, pero hoy retomamos el tema con muchas ganas de contaros estos nuevas historias que han llegado hasta nuestros oídos ¿Queréis conocerlas? ¡Pues sin más dilación comencemos!

568eb1f09484268129ff2683b67ab79a

  • El infierno de Tomino

El infierno de Tomino” es el título de un poema maldito. Se dice que mata a quienes lo leen en voz alta, aunque te libres en un primer momento la maldición te atrapará tarde o temprano. “El infierno de Tomino” está escrito por Yomota Inuhiko e incluido en un libro llamado “The Heart is Like a Rolling Stone”. También  fue incluido en la vigesimoséptima recopilación de poemas de Saizo Yaso, publicada por primera vez en 1919. El poema trata sobre un Tomino que muere y va directo al infierno.

tZiqiYy

  • El pueblo perdido de Inunaki

Inunaki es un pueblo misterioso que se encuentra completamente aislado del mundo real y no tiene contacto, ni siquiera, con otros pueblos cercanos. Nunca se ha probado su existencia, pero algunas personas dicen haber estado en él. Dicen que tiene un aviso en la entrada que avisa “las leyes constitucionales de Japón no se aplican aquí”. La gente del pueblo vive de una forma muy… alternativa, y el incesto, el canibalismo y los asesinatos son comunes entre sus gentes. Por alguna extraña razón, no se pueden usar móviles, teléfonos, ni cualquier otro dispositivo electrónico. Hay tiendas viejas y teléfonos públicos en el pueblo, pero no se puede llamar a nadie desde ellos. Dicen que son muchas las personas que acudieron a este pueblo y no regresaron.

owOojOs

 

  • La llamada de María

Todo comenzó cuando una niña tuvo que mudarse de ciudad, y en el traslado lanzó a la basura a su muñeca María. Esa misma noche recibió una llamada telefónica: “¿Hola? Soy yo, María. Estoy en la bolsa de basura” La niña colgó asustada, pero la noche siguiente el teléfono volió a sonar insistentemente, y al descolgar volvió a escucharse la voz de María: “¿Hola? Soy María. Estoy en la calle”. Poco después sonó de nuevo: : “¿Hola? Soy María. Estoy frente a tu casa”. Asustada la niña miró fuera, pero no vio a nadie, la voz del otro lado volvió a insistir: “¿Hola? Soy María. Estoy detrás de ti”. Se dice que al día siguiente la niña fue encontrada muerta en el suelo de su habitación.

E8387-13

  • La chica del hueco

La chica de la brecha, o del hueco, es un espíritu que vive en los resquicios más oscuros de las casa, entre el hueco de los muebles, detrás de las puertas o en los cajones oscuros.  Si la descubres te pedirá que juegues con ella al escondite, pero si la vez dos veces te llevará con ella a otra dimensión o quizás al infierno. Se podría decir que es una versión moderna de algún tipo de yôkai.

the-girl-in-the-gap-gadis-penghuni-celah1

 

  • El túnel de Kiyotaki

El túnel de Kiyotaki fue construido en 1927 y tiene una longitud de 444 metros (el 4 es un número maldito para los japoneses, ya que una de las formas de nombrarlo se parece fonéticamente a la palabra “muerte” en japonés). Se dice que en el túnel vagan los fantasmas de los trabajadores que murieron durante la construcción, los cuales realizaban su labor en unas condiciones muy duras, casi rozando el esclavismo. Por la noche se aparecen asustando a los conductores, incluso entrando en los vehículos, para crear accidentes. También se dice que si te miras en el espejo que hay en la entrada del túnel y ves un fantasma morirás de una forma horrible (yo lo haría de un ataque al corazón en ese mismo momento…) y que la longitud del túnel varía dependiendo de que la midas por el día o la noche.

35540349

  • Hitori Kakurenbo

Hitori Kakurenbo” significa “escondite solo” y es un ritual en el que se utiliza una muñeca a modo de herramienta para lanzar una maldición a alguien, de tal forma que donde se encuentre el maldito estará la muñeca para hacerle la vida imposible. La persona que crea la maldición también puede anularla mediante un conjuro y una serie de acciones (las cuales no incluyo por precaución, ni lo recomiendo hacer ni quiero ser responsable de que ningún loco se crea Kira por un día).

realkakurenbo302

  • Hitobashira

Hitobashira significa literalmente «pilares humanos«. Antiguamente en Japón, la gente creía que sellar un ser humano en una construcción la hacía más fuerte y estable. Al sellar a la gente en los pilares y las paredes se realizaba un sacrificio de cara a los dioses, los cuales se quedaban complacidos y hacían que las grandes construcciones (diques, palacios, presas) aguantaran más. Esta perece ser una tradición que data de la era Kofun, la era de las grandes tumbas, pero a juzgar por la cantidad de leyendas urbanas que aún circulan aun sobre grandes construcciones de Edo y de Meiji, la historia  aún perdura en la mentalidad nipona.

Maruoka_Castle_20100529-01

 

  • La muñeca Okiku

Okiku es una muñeca con kimono que perteneció a una niña llamada de la misma forma. Ella murió de muy pequeña por un resfriado que se complicó, y se dice que su espíritu poseyó a la muñeca, que tiene el extraño don de que le crezca el pelo. La muñeca Okiku se encuentra en el Templo de Mannenji, cuando la llevaron su pelo era corto, pero se dice ha continuado creciendo inexplicablemente desde entonces. Parece ser que se le realizaron pruebas científicas, que determinaron que el pelo pertenecía a un niño de corta edad ¿Tal vez Okiku?

muñeca-okiku-en-el-templo-mannenji-en-la-ciudad-de-iwamizawa-japón

  •  Satoru-Kun

Satoru-kun es un demonio o espíritu malvado con forma de niño pequeño. Dicen que lo sabe absolutamente todo y puede responder a cualquier pregunta que se le formule, incluso sobre el pasado o acerca del futuro. Para poderle hacer una pregunta se necesita un teléfono público, en el que tienes que introducir las monedas y marcar tu propio número de móvil. Mientras llamas se dice el siguiente conjuro: «Satoru, Satoru, por favor, ven a mí. Satoru, Satoru por favor muéstrate. Satoru Satoru, si estas aquí, por favor contestame» Después de colgar el teléfono se debe apagar también el móvil. Satoru-kun te llamará en menos de 24 horas, varias veces y aunque el móvil permanezca apagado. En cada llamada dirá donde está y cada vez estará más cerca de la persona que lo ha invocado. Finalmente dice: “Estoy tras de ti” es el momento de formularle la pregunta. ¡Pero cuidado! No debes de girarte, y siempre tienes que tener una pregunta que hacerle, o de lo contrario serás arrastrado al infierno.

 Monstro-Satoru-kun-Imagem-reproducao-do-livro-de-Takara-Shigeru

  •  Kashima Reiko

 A Kashima Reiko se le conoce también por el fantasma del inodoro. Es un espírito atormentado sin piernas obsesionado por los baños de los colegios (una mezcla entre el Teke-teke, Hanako-san y Aka Manto). Según cuenta la leyenda Kashima Reiko era una mujer que vivía en Hokkaido a la que una noche un grupo de hombres la agredieron, golpeándola y violándola. Dándola por muerta la dejaron tirada en el suelo. Cuando acudía en búsqueda de ayuda cayó a las vías del tren y perdió el conocimiento. El tren la arrolló y le partió en dos, matándola. Según cuenta esta leyenda urbana, Reiko baga por los alrededores en busca de sus piernas. ¿Por qué se le conoce además por el fantasma del inodoro? Supongo que es porque en Japón en todas las estaciones de tren y metro tienen uno, y Reiko debe de sentir predilección por esa zona… A veces las leyendas se mezclan de forma absurda ^^

maxresdefault

Fuente: Cavemancircus