Disfrutamos a fondo de DiRT Rally en su versión Early Access. Descubre sus novedades leyendo nuestras impresiones. DiRT Rally-001

La saga DiRT ha ido labrándose un camino entre los jugadores hasta llegar a ser una marca conocida dentro del género de conducción. Con los avances tecnológicos, los fans son cada vez más exigentes, por lo que su última entrega, DiRT Rally, busca lograr su beneplácito con un juego que en su versión Early Access nos ha sorprendido gratamente. ¿Quieres saber por qué? Lee nuestro pequeño avance.

 

Primera toma de contacto

En Tallon4 teníamos muchas ganas de disfrutar de esta nueva entrega de DiRT, por lo que raudos y veloces introducimos nuestro código de descarga en Steam. Mientras se descargaba, fuimos preparando todo lo necesario para disfrutar de una tarde de carreras: volante Fanatec CSR conectado y listo, pedales bien alineados, silla bien posicionada y una cerveza fría para celebrar la victoria.DiRT Rally-002

Lo primero que me gustaría destacar del juego es un apartado que no solemos ni mencionar: los menús. Estos son claros y disponen de un aspecto sencillo, algo que se agradece mucho. Otra sorpresa, aunque menos agradable, me la encontré al comenzar la primera carrera: el juego no detectaba el Force Feedback del volante. Por fortuna, una rápida visita a los foros de Codemaster brindaron la solución en forma de parche, por lo que ya me encontraba listo para disfrutar de un juego de conducción como este se merece.DiRT Rally-003

Acostumbrado como estoy a los circuitos de carreras, me he encontrado con unos tramos muy largos, difíciles y bastante técnicos, características que me han gustado muchísimo y que no te dejan tiempo para la relajación. Tienes que estar siempre pendiente de las indicaciones del copiloto y no perder la concentración en ningún momento.  En este sentido, he de decir que las indicaciones son muy eficientes y de vital importancia. Hablando claro y sin tapujos: sin ellas no puedes ganar. La conducción en si es bastante arcade, aunque se nota cierto grado de simulación. Las salidas de pista y golpes penalizan mucho y con el coche «tocado» es realmente difícil de mantener en pista. Un detalle interesante es el poder cambiar ciertos reglajes del coche al comienzo de cada etapa, aunque para mi gusto estos se quedan un pelín cortos, sobre todo si los comparamos con otros títulos más de corte de simulación. En este apartado, aunque no dispongamos de experiencia en el género de conducción estaremos bien asesorados gracias a las recomendaciones de los mecánicos, que además suelen ser muy acertadas.

 

 

Un juego de rally puro

Sinceramente, me ha encantado que el juego se dedique única y exclusivamente a etapas de rally. En DiRT Rally eres tú contra el crono y no hay cabida para los desafíos de drifting o conos. Algo que gustará mucho a los jugadores avanzados es que la dificultad de los adversarios es bastante alta. Es muy difícil conseguir buenos tiempos sin cometer errores, por lo que tendremos que ir con sumo cuidado y no provocar una salida de pista, choque, etc. Jugando desde cabina, que es como lo he probado durante la mayor parte del tiempo, luce espectacular. Sobre todo al pasar por los charcos, donde los efectos de agua en el parabrisas son más que notables. No estamos hablando de gráficos de ultimísima generación, pero son más que suficientes para poder disfrutar del juego. Para que os podáis hacer una idea de su rendimiento, he podido disfrutar de él con todas las configuraciones en ultra a 1920×1080 con una RADEON R9270, sin experimentar bajadas de frames ni otros problemas que pudieran lastrar su jugabilidad.

DiRT Rally-004

En cuanto a la selección de coches, he de admitir que Codemasters ha conseguido tocar mi fibra sensible con  clásicos como el Lancia, Mini, Ford, etc. Por el momento la selección es un poco escasa, pero no hemos de olvidar que se trata de un Early Access y que de forma periódica nos irán llegando nuevos a través de descarga gratuita.


Conclusiones

DiRT Rally es un gran juego de conducción que se presenta de forma notable en su primera versión Early Access. Su jugabilidad exigente, los pequeños detalles y el buen rendimiento que ofrece son sus mejores bazas, las cuales incluso mejorarán con el feedback de los usuarios en su versión final. Por el momento hemos acabado muy satisfechos de la experiencia que el juego propone y os recomendamos que le deis una oportunidad si queréis disfrutar de un título de conducción equilibrado y divertido.

*Nota: Al ser evaluado en su versión Early Access no vamos a calificar el juego con una nota.