¿Quién no querría tener a su lado un chico guapo, protector y divino? Eso es lo que le ocurre a la protagonista de nuestra reseña de hoy: Mi Guardián Secreto.

Mi Guardián Secreto

Hoy os presentamos una de esas obras que te llegan al corazón y te enamoran quieras o no. Una historia llena de mágica que nos transporta a un Japón en el que todo es posible, incluso encontrarse por casualidad una carta embrujada de la que salga un apuesto y valiente caballero venido de la Inglaterra más mítica y que más juego ha dado en la literatura y el cine. Porque, como suele decirse, soñar es gratis… y a veces esos sueños se convierten en realidad. Con todos vosotros, Mi Guardián Secreto.

Historia

Mi Guardián Secreto

Rio Matsuki es una adolescente que soporta un gran peso sobre sus hombros. Tras la muerte de sus padres, y después de haber estado viajando por las casas de distintos familiares en compañía de su hermano pequeño, Minoru, Rio decide hacerse cargo de su casa. Para ello, comienza a compaginar sus estudios con un trabajo a media jornada que le permita mantener la economía familiar, lo que le genera un cansancio extra que se le va a cumulando día tras día. Un día de regreso a casa, Rio pasa por delante de un puesto en el que se venden artículos raros. Allí la joven se interesa por un extraño naipe de póker muy antiguo que consiguió sobrevivir a un incendio y que representa a la J. Según se dice, dicha carta de la baraja francesa se inspira en Lancelot, valeroso espadachín que perteneció a los caballeros del Rey Arturo en la Britania de los siglos V-VI y que formó parte de la Mesa Redonda.

Sin saber cómo, Rio acaba comprando el naipe y llevándoselo consigo a casa. Cuando esa noche la joven cae dormida presa del cansancio, se encuentra en sus sueños con un joven apuesto, alto, de rubios cabellos y muy amable y considerado que se presenta como Lancelot. Así, la chica y el joven misterioso empezarán a conocerse a través de los sueños de la muchacha. Allí, el caballero le promete acudir en su ayuda en el momento en que le necesite. Un día, cuando un compañero de clase de Rio que está enamorado de ella intenta declarársele y robarle un beso, Lancelot aparece ante ellos, salido directamente de la carta de póker, para proteger a la damisela en apuros.

Sin un lugar a donde ir y encontrándose en una sociedad que le es completamente desconocida, Lancelot acabará viviendo en la casa de Rio y Minoru y estudiando en el mismo instituto que la joven. Pero, ¿qué pasará cuando los sentimientos del joven caballero y la muchacha comiencen a interferir en su relación? ¿Cómo se tomará Lancelot que su dama esté siendo cortejada (o algo parecido) por otro chico que pone en entredicho su hombría? ¿Y cómo sobrellevará Minoru la iniciativa que Lancelot parece tener siempre en el terreno sexual para conquistar a Rio?

Mi Guardián Secreto

Mi Guardián Secreto (Tonari no Shugoshin) es un shōjo creado por Ako Shimaki que se publicó en la revista Cheese!, propiedad de la editorial Shogakukan, en el año 2007. Esta obra, en la que se mezcla el romanticismo, la comedia y la fantasía, se compone de dos volúmenes recopilatorios. En España, la editorial Ivréa fue la encargada de publicar estos dos tomos entre julio y agosto de 2008.

Cabe destacar que la obra completa incluye tres historias cortas especiales. La primera de ellas, titulada Mi guardián Secreto – Capítulo Especial e incluida en el primer tomo, narra un día de la vida de Rio, Lancelot y Minoru en el que el caballero de reluciente armadura trata de hacer que la joven sonría más mediante la proposición de compartir un relajante baño juntos. Las otras dos historias forman parte del tomo dos. La primera, Romanticist, nos cuenta la historia de una joven que se siente perseguida y observada por un muchacho que no le quita ojo. Tras imaginar cómo será ese chico y qué sentimientos albergará hacia ella, decide dar el paso de enfrentarle para conocerle. El segundo, Toda una doncella, nos cuenta la historia de un hombre que, tras ganar el primer premio de doncellas, recibe en su casa a una pequeña doncella. A pesar de lo kawaii de su aspecto, el joven se siente cohibido por la poca edad que aparenta la pequeña. Sin embargo, ella le asegura que ha sido presa de un embrujo que la hace tener apariencia de niña, aunque en realidad ya es mayor de edad. Tras convencerle de que el hechizo se desvanecerá con un beso, el hombre acepta arriesgarse para conocer a la versión adulta (con lo que ello implica) de la doncella. ¿Su intento saldrá bien o le saldrá rana?

Conclusión

Mi guardián Secreto es uno de esos mangas que todo amante del género shōjo debe leer al menos una vez en su vida y que enamora a primera vista. Lo mejor de la historia es que, dado que engancha desde la primera página, se lee rápidamente y sin complicaciones.

En cuanto a los personajes, Rio se presenta como una fémina capaz de apañárselas sola, sin necesidad de depender en absoluto de cualquier hombre que se le cruce por delante (otra cosa es que se enamore perdidamente del coprotagonista, algo que nos puede pasar a cualquiera, por lo que es comprensible). Por su parte, lo mejor de Lancelot es su capacidad para abandonar toda convención social en pro de una efusividad que deja ver lo caliente que es. En resumen, su punto fuerte se refleja en lo lanzado que es con Rio, además de demostrar ser un caballero de los pies a la cabeza. El tercero en discordia, Yuuki, acaba siendo un chico muy majo y atento que también consigue llamar la atención. Por último, Minoru puede definirse como el gran sufridor de la obra, ya que la convivencia con Lancelot y Rio como pareja no debe de ser fácil (aunque sí divertida).

Si nos centramos en el dibujo, poco se puede decir de él a excepción de alabanzas y elogios. El estilo, a demás de ser muy cuidado, es maravilloso, muy bien definido y atento en los pequeños detalles. Por no mencionar la maestría con la que la autora dibuja el cuerpo (semi) desnudo de Lancelot. En este punto cabe destacar que, a pesar de todas las insinuaciones y los desnudos de la obra, esta no resulta obscena, sino todo lo contrario. Muestra la relación carnal entre los protagonistas de una forma muy bella y romántica, sin incurrir en escenas de mal gusto.

Si eres un/a romántico/a empedernido/a (como yo), no dudes en echarle un ojo a esta obra de ciencia-ficción. Una recomendación poco apropiada para compaginar con los calores típicos de esta época del año, pero que sin duda te dejará con una sonrisa de oreja a oreja y una grata sensación en el corazón. Porque, ¿quién dijo que los personajes medievales están pasados de moda?

Mi Guardián Secreto