Las siguientes imágenes pueden dañar la sensibilidad del espectador.

No nos queremos andar con rodeos. Os presentamos lo más delirante visto hasta la fecha en Super Mario Maker. Y eso es mucho decir en un juego cuya mayor virtud es la de crear supervillanos del diseño a velocidad de vértigo. El nombre de la locura que hoy os traemos es “Salty Sagan’s Bomb Spaghetti” y ya os decimos que cuesta seguir la lógica de lo que está ocurriendo en el nivel. Si es que tiene algo de coherencia. Dadle al play y luego nos contáis.

Por cierto, al loco que ha superado el nivel tardó 15 horas en hacerlo. ¿Vosotros cuánto tardaríais?