Probamos las primeras horas de esta aventura de acción ambientada en el peligroso universo de Warhammer 40000.

La semana pasada os hablamos de un nuevo juego ambientado en el oscuro universo de Warhammer 40000: Eisenhorn: XENOS. Pues bien, ya hemos podido probar lo nuevo de Pixel Hero Games y nos disponemos a compartir con vosotros nuestras impresiones, así que seguid leyendo si no queréis hacer enfadar a la Inquisición .

Eisenhorn: XENOS es una aventura en tercera persona que adapta la primera novela de la trilogía de Eisenhorn, escrita por el novelista y escritor de cómics Dan Abnett. Como su nombre indica, nosotros encarnamos a su Gregor Eisenhorn, uno de los más implacables inquisidores del Imperio del Hombre, sirviendo la voluntad del todopoderoso Dios-Emperador. Durante los últimos años, está dando caza a un terrible psíquico hereje, Eyclone, a quien nos enfrentaremos en los primeros compases de la aventura a lo largo y ancho del planeta Hubris.

eisenhorn4

¿Cuál es el género en el que podríamos englobar la propuesta de Pixel Hero Games? Pues aunque a priori sería una aventura de acción en tercera persona, encontramos ciertos elementos de rol, plataformas y puzles que convierten el juego en una experiencia difícil de catalogar en pocas palabras. Y eso es bueno, porque Eisenhorn no sólo toma de un lado y otro, sino que lo hace con bastante solera.

Por ejemplo, las secuencias de acción nos han recordado en gran medida a Mass Effect, con tiroteos y combates en tiempo real a los que podemos aplicar cierto componente táctico, combinando ataques cuerpo a cuerpo con espadas, disparos con blásters y bólters (terriblemente efectivos), y poderes psíquicos con los que manipular a los oponentes, enviarlos por los aires o hacer que traicionen a los suyos.

El componente rolero se deja ver a la hora de gestionar a nuestro personaje, adquirir nuevas armas y mejorar sus estadísticas (desde Pixel Hero Games prometen una cifra aproximada de cien armas y objetos que equipar durante la aventura), así como contar con un pequeño grupo de ayudantes que nos ayuda en combate o a la hora de investigar. Durante la aventura hemos podido contar con un marine espacial y un psíquico a nuestro cargo. Y aunque no pasarán por ser la mejor IA de la historia de los videojuegos, cumplen su función sin problema.

eisenhorn2

La carga narrativa del título es muy importante. Pese a que no es muy hablador, continuamente estaremos escuchando la voz de Eisenhorn, conociendo sus pensamientos, opiniones acerca del terrible mundo en el que vive, así como de sus habitantes, pecadores, impíos y mutantes. Y para dar más fuerza y vigor a las palabras del personaje, nada mejor que contar con la voz del británico Mark Strong (Kick-Ass, Robin Hood, Kingsman).

En la versión beta que hemos podido jugar, hemos completado el prólogo y los dos primeros capítulos (de un total de catorce). El estudio afirma que tardaremos al menos 12 horas en completar la aventura, una cifra acorde con lo que exigir a un título de estas características. De hecho, si hay algo que hemos encontrado que necesita mejorar antes de su estreno en mayo, es el apartado gráfico, con ciertas animaciones y movimientos (especialmente en los combates), que aún deben mejorar, algo que el propio estudio sabe y en lo que está trabajando. Este discreto apartado gráfico (que no artístico, ya que la decadencia de Warhammer 40000 ha sido reflejada de maravilla) se debe a que en un inicio este era un título destinado a dispositivos Android e iOS, antes de contar también con versión para PC.

De momento Eisenhorn: XENOS nos ha causado una notable impresión. El título no pretende reinventar la rueda, sino ofreceros una nueva propuesta dentro de los numerosos videojuegos que emplean la licencia de Warhammer 40000. Y lo hace con uno de sus protagonistas más carismáticos. Esperemos que estas sensaciones se mantengan (y mejoren) cuando disfrutemos de su versión final. ¡Por el Emperador!