¿Y si de la noche a la mañana te dieras cuenta de que tu apacible y despreocupada vida escolar es toda una farsa? Eso es lo que le ocurre al prota de The Caligula Effect.

Aunque para muchos PlayStation Vita es una consola que nació clínicamente muerta, lo cierto es que nunca lo ha estado gracias a los numerosos juegos de origen japonés que han ido llegando a lo largo de todo este tiempo. Juegos que, para bien o para mal, han despertado la curiosidad de un público ávido de nuevas historias y extensas aventuras en las que toca salvar a la humanidad o a la chica de turno de las garras de un malvado ser. En esta ocasión hablamos de un JRPG que sigue claramente los estándares del género y que nos guía por una historia a primera vista atractiva y llena de matices. Hablamos de The Caligula Effect, juego desarrollado por Aquria para PSVita que ya se encuentra disponible únicamente en formato digital.

La vida estudiantil no es la vida mejor

Un nuevo año comienza en un instituto de élite. En la ceremonia de ingreso es hora de que los alumnos más aventajados den el discurso de bienvenida a los recién llegados. Tú eres quien debe realizar dicha tarea, pero lamentablemente, en el momento de la verdad, ves que todo no es como debería ser. La gente a tu alrededor parece que se difumina dentro de una misteriosa aura de color rosa. Asustado, sales del lugar para conseguir respuestas. Y las obtienes. Estás dentro de Mobius, una prisión de realidad virtual en la que tanto tú como el resto de personas estáis atrapadas sin posibilidad de salir. Para colmo de males, tienes que lidiar con las continuas actuaciones de una idol virtual, µ, que vuelve locos a tus compañeros de clase. ¿Serás capaz de sobrevivir y luchar por tu libertad?

The Caligula Effect

La historia de The Caligula Effect, escrita por Tadashi Satomi, nos pone en la piel de un muchacho al que debemos poner nombre y con el que tenemos que descubrir todos los secretos que se esconden detrás tanto de Mobius como de la famosa cantante µ. Durante la aventura no estamos solos, por supuesto, sino que formamos parte de un grupo de estudiantes que también se han dado cuenta de lo que ocurre allí y que desean salir.

En un primer momento la trama del juego es bastante atractiva, lo que invita a jugar rápidamente para ver qué podemos descubrir. Lamentablemente, lo que bien empieza no continua de igual manera, pues todo se va desinflando en el momento en que tenemos que repetir una y otra vez las mismas acciones en sitios que ya hemos recorrido anteriormente, como la escuela y los alrededores del centro educativo. Esto llega a cansar, provocando una sensación de déjà vu que no beneficia en absoluto al desarrollo de los acontecimientos.

The Caligula Effect

No obstante, uno de los puntos fuertes del juego son sus personajes (diseñados por Oguchi), empezando por el propio protagonista, un héroe que guarda alguna que otra sorpresa. Junto a él se encuentran casi quinientos alumnos con los que puede interactuar y mandarse mensajes, además de poder reclutarlos para su causa. Todo un acierto para aquellos que quieran echarle más horas a la aventura.

Saca tu fuerza interior y dales una buena paliza a tus compañeros

The Caligula Effect es un JRPG en tercera persona en el que los combates por turnos son los principales protagonistas del desarrollo. Unas peleas en las que toca ser bastante avispado para salir victoriosos en el menor tiempo posible. Así pues, una vez comienza la contienda contra alguno de nuestros compañeros de instituto (no les gusta que queramos sacar a la luz lo que hemos descubierto) debemos sacar nuestras oscuras armas que nacen desde nuestro corazón. Posteriormente se abre un menú en el que hay que decidir qué acción queremos realizar (ataque directo, evasión, magia, etc.) y a continuación vemos una preview de lo que ocurrirá a continuación. Gracias a esto vemos cómo va a afectar dicho ataque a nuestro enemigo y cambiarlo por otro aún más letal si fuera necesario. Sí, la estrategia es parte importante en este aspecto del juego.

The Caligula Effect

Siguiendo con los combates, hay que ser sinceros y decir que son realmente caóticos y complicados de seguir. La interfaz está llena de ventanas y cuadros de diálogo que no dejan ver con claridad lo que está ocurriendo en el campo de batalla. Campo de batalla que, por otro lado, es bastante pequeño y si queremos tener una visión más amplia de lo que ocurre la cámara no nos va a ayudar en absoluto, sino perjudicándonos constantemente. Una verdadera pena, pues las peleas podrían dar mucho más de sí si se hubieran pulido estos detalles que no nos permiten tener una experiencia satisfactoria.

Al finalizar la pelea obtenemos experiencia que nos ayuda a subir de nivel y obtener nuevas habilidades cada vez más letales. Saber cuáles tenemos que adquirir primero es vital para nuestra supervivencia.

The Caligula Effect

Aparte de la historia principal, los personajes que aparecen ofrecen tramas secundarias que se van desbloqueando a medida que interactuamos con ellos. De esta manera conocemos de primera mano sus miedos, inseguridades y anhelos. Tal y como hemos mencionado antes, hay hasta quinientos personajes secundarios que tienen algo que decir. Desbloquear todas las historias da muchas horas de vida al juego.

Apartado técnico no muy favorecedor

Gráficamente, The Caligula Effect sorprende para mal, ya que más bien parece un juego de PlayStation One que de PS Vita. Dientes de sierra, parones sin venir a cuento, entornos hechos a medias, popping, entornos vacíos, ausencia de detalles… Sin duda este es uno de los puntos flacos del juego, además de que el control de los personajes es algo inestable. Tampoco nos olvidamos de las secuencias animadas que tampoco salen muy bien paradas. Por el contrario, los diseños de los personajes son muy buenos y rezuman personalidad por los cuatro costados.

Lo que sí debemos mencionar para bien es la banda sonora de Tsukasa Masuko, la cual presenta melodías muy pegadizas y que casan a la perfección con cada momento que se va presentando. Además, las canciones de la idol µ son realmente buenas y fáciles de retener en la mente. Esto se une a un gran trabajo por parte de los actores y actrices de doblaje japoneses que le dan mucha más fuerza a los protagonistas.

The Caligula Effect

En definitiva, The Caligula Effect es un JRPG dirigido a un público muy específico que puede dejar a un lado los múltiples errores para centrarse en una trama (traducida al inglés) que logra engancharte desde un comienzo. El resto se encontrará con un juego que cojea en sus pilares principales y del que se cansarán a las primeras horas. Una verdadera pena, pues prometía bastante.