Slayers vuelve a España de la mano de Selecta Visión en una edición muy especial. Alta definición y extras es lo que puedes encontrar en la primera temporada de Slayers que ya está disponible en tiendas especializadas y en la web de Selecta Visión.

Hoy es un buen día para hablar de una de las series estrella de 2017. Pero no nos referimos al lanzamiento de uno de esos bombazos de los últimos tiempos, sino a una obra que tiene un gran pasado a sus espaldas y que forma parte de la infancia, adolescencia y juventud de muchos de los otakus que hemos hecho crecer y expandirse este tipo de ocio en nuestro país. Una serie querida y solicitada a más no poder hasta que, por fin, Selecta Visión ha apostado por hacernos mucho más fácil y cómodo el volver a disfrutar de esta mítica obra. Una serie que atrapa por igual a jóvenes y mayores y con la que resulta terriblemente sencillo dejarse llevar (una vez más en el caso de aquellos que tuvimos la oportunidad de disfrutarla cuando se emitió en televisión, allá por los años 90) para vivir un sinfín de aventuras llenas de peligro, humor y magia. Así pues, ¿qué os parece si hoy nos dedicamos a analizar esta serie destinada a brillar con luz propia a pesar del paso de los años?  Acompaña a Reena, Gaudy y cía (incluidos nosotros) en sus variopintas aventuras y desventuras y déjate llevar por la nostalgia una vez más. Adentrémonos juntos en la edición de Slayers con la que Selecta Visión ha vuelto a poner de moda esta inmortal serie.

“Mientras el mal exista en el mundo, Reena nunca abandonará la lucha”

Lina Inverse –conocida de toda la vida en España como Reena (Rina) Inverse– es una hechicera adolescente que decide explorar y descubrir el mundo por sí misma. Un día, mientras viaja de un pueblo a otro en busca de dinero para comprar comida, es atacada por una banda de malhechores (aunque más bien es ella la que la lía y los demás los que la siguen el juego). Al ser confundida con una niña débil e indefensa, un guerrero llamado Gourry GabrievGaudy Gabriev para los amigos de los 90– decide protegerla de los bandidos. Así, el chico se convierte inesperadamente en el guardaespaldas de Reena para protegerla de todos los malhechores que acechan en su camino. Poco a poco su relación se va estrechando hasta dar forma a una extraña pero sincera y férrea amistad entre una de las hechiceras más poderosas del mundo y un espadachín convertido en mercenario que lucha ayudado por su poderosa y espectacular espada de luz.

Sin embargo, todo se complica cuando ante ellos aparece Zelgadiss Graywords, un misterioso individuo que está obsesionado con arrebatarle a Reena un objeto que la hechicera robó a un grupo de bandidos. Conforme avanza la historia, otro personaje de peso en la trama, el Monje Rojo Rezo, aparece ante Reena y Gaudy para revelarles las auténticas intenciones de Zelgadiss: resucitar a Shabranigudu (Shabranigdu en el original japonés), señor de los demonios que fue sellado hace 5.000 años por el Dios Ceiphied (realmente dividió su poder en siete partes para debilitarle). Con la esperanza de que el poder de Shabranigudu le ayude a completar una venganza personal y a recuperar su cuerpo natural (modificado por una maldición), Zelgadiss hará todo lo que esté en su mano para alcanzar su objetivo. No obstante, tras una charla con Reena, la hechicera deberá replantearse su posición (y la de Gaudy), así como sus alianzas para la batalla que está por comenzar y que podría sumir al mundo en su plena destrucción.

Slayers fue concebido por Hajime Kanzaka (historia) y Rui Araizumi (ilustración) como un conjunto de novelas ligeras que comenzaron a publicarse en la Dragon Magazine (propiedad de Fujimi Shobō) en 1989. Con un total de 15 volúmenes, la obra llegó a su fin en el año 2000. Debido al éxito cosechado por las aventuras de Reena y Gaudy, estas fueron rápidamente llevadas a la pequeña pantalla. El estudio E.G. Films, en colaboración con el director Takashi Watanabe y el guionista Takao Koyama, crearon una producción de 26 episodios que iniciaron su emisión en abril de 1995 en TV Tokyo. En septiembre de ese mismo año concluyó la serialización de Slayers. Aquí, las tres temporadas de la serie de animación original (Slayers, Slayers Next y Slayers Try) pudieron verse a partir de 1998 en La 2 de TVE tanto en la sobremesa de lunes a viernes como por las mañanas de los fines de semana.

Durante su presentación de novedades en el Japan Weekend de Madrid de septiembre de 2016 la productora y distribuidora Selecta Visión anunció con gran orgullo uno de sus logros más aplaudidos y alabados por los otakus más maduritos: tras muchos años de espera y de pedirlo sin descanso, se habían hecho con los derechos de Slayers para su comercialización en España. Tras unos meses de espera, ya es posible hacerse en cualquier tienda especializada o gran almacén con la primera (Slayers) y segunda (Slayers Next) temporada de esta divertidísima y mítica serie. A continuación os desgranamos todos los secretos de la primera de las temporadas.

Edición Slayers Box 1 Blu-Ray Ed. Coleccionista por Selecta Visión

Una serie del calibre de Slayers se merecía una edición a su altura. Por ello, Selecta Visión ha tirado de experiencia para sacar al mercado una box en BD en la que se recopilan los 3 Blu-ray Disc en los que se recopilan los 26 episodios de la temporada junto con un libro lleno de extras a un precio de 57,99 euros. Como suele ser habitual esta box desplegable está decorada por ilustraciones de los personajes principales y aquellos que ayudan a llevar el peso de la trama principal. Todo ello se presenta en una caja contenedor con una ilustración principal en la portada y una breve sinopsis y las especificaciones técnicas en la parte posterior.

Una vez que insertamos en el reproductor cada uno de los discos, lo primero que vemos es una pantalla de selección en la que se puede elegir entre ver todos los episodios seguidos (Play), elegir audio (en castellano 2.0 DTS HD o japonés 2.0 DTS HD) y subtítulos (en castellano si se desea ver la serie en original) o ir directamente a un episodio concreto. Esta pantalla cuenta con la ilustración de algunos de los principales personajes de la serie.

A pesar de que la pantalla de selección aparece con unas medidas de 16:9, lo cierto es que la serie está en formato 4:3 (eso sí, en alta definición -1080p-). Muchos (especialmente si no descubristeis la serie en los 90) pensaréis que se trata de un formato antiguo o desfasado, algo muy lejos de la realidad. Este fue el formato en el que originalmente disfrutamos en televisión de Slayers, por lo que supone un flechazo directo a la patata y un guiño a esos días en los que comíamos con las aventuras de Reena y Gaudy (o los que las grabábamos en VHS para disfrutarlas a la salida del cole, en la hora de la merienda). Además, no penséis que el formato 4:3 implica directamente mala calidad. Con motivo de su salida al mercado en pleno siglo XXI, Slayers muestra un lavado de cara (remasterización) que ofrece una calidad de visionado muy aceptable (aunque no se puede borrar por completo la huella de la animación de su época) para que la calidad de la imagen se adapte a los estándares de visionado actuales (especialmente en el caso del BD), pero sin abandonar del todo su esencia original.

Asimismo, uno de los aspectos más destacados de esta edición es que se ha respetado el doblaje original con el que muchos conocimos Slayers en el siglo pasado. Un doblaje maravilloso y lleno de fuerza y carisma encabezado por Marta Sainz (Reena Inverse), Juan Logar Jr. (Gaudy Gabriev), Daniel Sánchez (Zelgadis Graywords), Amelia Jara (Ameria Wil Tesla Saillune) y Enrique Lles (Rezo), entre otros. Voces irremplazables que se adaptan perfectamente a los protagonistas, que a lo largo de la serie se repiten con diferentes tonos para dar vida a otros personajes y que, de igual manera, son reconocidas por formar parte de otras series de televisión que se emitieron en España en esa época.

Aunque los BD no incluyen extras, los contenidos adicionales de esta edición de Slayers se encuentran en el libro de 50 páginas a todo color que acompaña a la box. Este se inicia con un índice en el que se especifican los distintos apartados en que se divide el libro. Todo comienza con una breve Introducción en la que se explica el origen de Slayers gracias a la genial mente de Hajime Kanzaka. A este epígrafe le sigue el destinado a la Historia, donde se detalla con ilustraciones de apoyo el mundo en el que se desarrolla la obra. En el apartado de Personajes se presenta a los principales individuos que ayudan a desarrollar la trama, ya sean principales, secundarios, buenos o malos.

A continuación se encuentra un espacio denominado Resumen de episodios en el que se describe lo que sucede en cada uno de los 26 capítulos de la serie. Lo curioso de este apartado es que va encabezado por un mapa en el que se señala dónde tiene lugar cada capítulo para ubicar mejor al espectador y que este no pierda detalle de nada. El Diseño de personajes, con bocetos de los mismos, y las Referencias de color de los personajes también tienen su espacio en este libro de extras.

Seguidamente se encuentra un apartado llamado Ilustraciones DVD Japón con diversas imágenes, algunas de las cuales han sido utilizadas para box de la edición en castellano. Uno de los apartados más interesantes es el denominado Curiosidades. Parodias y referencias. En este se desvelan algunos de los secretos de determinados capítulos, en los que se rinde homenaje a otras series de animación de la época o se explican las referencias a leyendas chinas o a películas tan míticas como Indiana Jones.

Como no podía ser de otra manera, también hay un hueco para hablar de La emisión de Slayers en España, así como de sus dobladores y de las Diferencias entre la versión japonesa y la española, apartado centrado especialmente en el cambio de nombres (por la transcripción) que se produjo aquí. También hay sitio para hablar de los Opening y Ending inéditos en nuestro país, donde se explica que la edición en castellano, al igual que la japonesa, incluye al final de cada episodio un avance del siguiente capítulo contado en primera persona por la propia Reena. Todo se cierra con una Ficha técnica de la serie.

Hablar de Slayers es hacer referencia a la nostalgia y a horas y horas de diversión frente al televisor. Se trata de una serie verdaderamente inmortal que ha permanecido viva en el recuerdo de muchos otakus que ahora tenemos la oportunidad de volver a revivir todas esas aventuras de la infancia junto a Reena y compañía en alta definición.

A pesar de que Slayers tiene una trama principal muy marcada que está relacionada con el personaje del Monje Rojo Rezo, lo cierto es que esta primera temporada, compuesta por 26 episodios, cuenta con algún que otro capítulo que abandona dicha trama para desarrollar una historia autoconclusiva en la que los protagonistas deberán hacer gala de su fuerza y astucia (aunque no en el caso de Gaudy, pobrecillo) para salir airosos sin dar por ello de lado el humor y los gags que definen por sí solos el devenir de los acontecimientos de esta serie.

Más allá de eso, la serie está protagonizada por personajes llenos de carisma y fuerza propia con los que es sumamente sencillo encariñarse e identificarse. Desde la valiente, glotona y a veces un poco impertinente Reena, hasta el leal, un poco tonto e igualmente glotón Gaudy, pasando por la torpe pero tenaz Ameria o el sufrido y valeroso Zelgadis. Incluso los malos tienen su momento de gloria para lucirse de lo lindo.

En cuanto a la animación, es obvio que tratándose de una serie de los años 90 tenga muchas deficiencias o alguna que otra cosilla que podría mejorarse si se hiciese hoy en día. Sin embargo, ese también es parte del encanto de Slayers. Desde frames que se repiten en diversos capítulos para ahorrar costes, hasta ilustraciones en las que los personajes son poco más que meros monigotes, melodías que se repiten de tanto en tanto y ataques a los que les sucede más de lo mismo. Pero, como ya hemos dicho, ese es también parte del encanto de la serie.

Si se opta por disfrutar de la serie en versión original, hay que avisar de que la voz chillona de Reena puede resultar un poco cansina. Por eso, y teniendo en cuenta el gran doblaje que se hizo en castellano, es más que recomendable visionar esa serie en este idioma, ya que se le saca mucho más partido y es infinitamente más divertido. Asimismo, los subtítulos en castellano varían notablemente de lo que los personajes dicen verbalmente. Incluso los ataques se han transcrito igual que en el original japonés (es decir, en inglés, porque quedan más chulos), en lugar de traducirlos como se hizo en 1998.

Por último, pero no por ello menos importante, la edición de Slayers que ha puesto a la venta Selecta Visión es muy recomendable. Se han preocupado de mejorar la imagen tanto como ha sido posible teniendo en cuenta los años que Slayers tiene a sus espaldas y se han utilizado ilustraciones originales para decorar la box. Aunque los BD no incluyen los extras que algunos habrían esperado, lo cierto es que el libro cubre esas exigencias con datos técnicos y curiosos que los fans de la serie apreciamos. Además, con lo que hemos esperado para tener Slayers en nuestras manos, con los episodios vamos más que servidos, por lo que los extras, por pocos que sean, son bien recibidos.

Si eres fan de Slayers (y teniendo en cuenta los años que hemos sufrido y esperado para poder disfrutar de una edición en condiciones de esta serie) no seas indeciso y hazte con esta (o alguna otra) edición de la serie. Y si todavía no eres fan, no esperes más para conocer una serie mítica que se ha ganado un puesto por derecho en la memoria y el corazón de los otakus. Una serie para el recuerdo que desde ya forma parte de la animeteca de muchos. Porque no hay nada imposible y la espera, en este caso, ha merecido la pena.