¡Ángeles y demonios! Los inicios de Shin Megami Tensei están basados en una novela y en una OVA adaptadas a videojuego por parte de… ¿Namco?

Entrada publicada originalmente el 9 de marzo de 2014.

Poco imaginaba la escritora japonesa Aya Nishitani que su novela Digital Devil Story -Megami Tensei sería la base de una de las sagas JRPG de mayor reputación en la actualidad: Shin Megami Tensei (y sus diversos spin-off, siendo la serie Persona la más conocida).

Nos tenemos que remontar a 1987, año en el que la autora decide ceder los derechos de su obra a Atlus para desarrollar una adaptación a videojuego que vería la luz en NES, MSX y otros ordenadores de la época (así como una OVA de 45 minutos que adapta de forma resumida el libro).

La trama sitúa al profesor de instituto Akemi Nakajima luchando por su supervivencia en un laberinto creado por el mismísimo Lucifer, repleto de demonios y otros entes que quieren acabar con él. Para salir con vida deberá aprender a usar el Demon Summoning Program, aplicación para ordenador que le permitirá invocar demonios, fusionarlos y entablar conversaciones con ellos. Seguro que algo de esto suena a muchos de vosotros.

Rol por turnos en primera persona, escenarios laberínticos, trama intrincada y oscura que haría palidecer a otras propuestas de la época… Como podéis intuir, el juego (ni ninguna de sus dos secuelas) salió de Japón. Y aunque Atlus fuera el estudio desarrollador (como siempre ha sido tras hacerse permanentemente con los derechos de la serie y rebautizarla como Shin Megami Tensei), estos dos primeros juegos fueron publicados por Namco, y para promocionarlo se marcaron un anuncio de lo más estrambótico. Menos mal que para su secuela ya respetaron más el espíritu de las novelas.

http://youtu.be/Fdsh4bKfWiw