El día de Navidad muchos lectores de Prison School se sentirán desolados, pues tendrán que despedirse de este manga que tantas alegrías les ha dado.

El número combinado 2-3 de la revista Weekly Young Magazine (Kodansha) ha confirmado que el seinen Prison School, de Akira Hiramoto, llegará a su fin en el siguiente número doble 4-5, el cual se lanzará en Japón el 25 de diciembre. Asimismo, revela que la serie tendrá un total de veintiocho volúmenes recopilatorios. Talonianos, en unos días tendremos que despedirnos de este manga que nació en 2011 y que actualmente publica en castellano la editorial Ivréa.

La historia  de Prison School se desarrolla en la academia privada Hachimitsu, una institución escolar tradicionalmente femenina que posee unas reglas muy estrictas y a la que sólo pueden acceder alumnas con calificaciones excelentes. Sin embargo, por primera vez en su historia, el centro ha abierto sus puertas a estudiantes masculinos, lo que ha causado agitación y malestar entre gran parte del alumnado. Kiyoshi Fujino, Takehito Morokuzu (alias Gakuto), Shingo Wakamoto, Jouji Nezu (alias Joe) y Reiji Andou (alias Andre) son los cinco afortunados que consiguen acceder a estudiar en este instituto tan exigente. Sin embargo, sus esperanzas de conocer a muchas chicas y hacer alguna que otra guarrería con alguna de ellas se van al traste debido a la actitud distante y fría de todas las alumnas del centro. Por ello, incapaces de quedarse de brazos cruzados en esa especie de paraíso femenino, los cinco deciden espiar a las chicas mientras estas se bañan. Desafortunadamente, los pobres diablos son descubiertos por el estricto Consejo Estudiantil Clandestino, encargado de controlar el comportamiento sexual inadecuado en la academia.

Asqueadas por la conducta indecente de los muchachos, la presidenta del Consejo (Mari), la vicepresidenta (Meiko Shiraki) y la secretaria (Hana Midorikawa) condenan a sus compañeros a permanecer un mes en una pequeña prisión que se encuentra en las instalaciones del instituto y a realizar trabajos forzados. Pero, ¿serán capaces de aguantar las humillaciones y el trato vejatorio de las chicas? ¿Qué castigo les esperaría si descubren que algunos de ellos están urdiendo un plan para huir de esa cárcel? ¿Y si se enterasen de que los miembros del Consejo Estudiantil también planean acabar con su vida escolar sin ningún miramiento?

Fuente: MangaMag