Norma Editorial regresa al género yaoi de la mano de Harada y su obra Color Recipe. ¡Cuidado con los spoilers!

Aunque ya lo anunciaron durante el pasado Salón del Cómic de Barcelona, hemos tenido que esperar hasta octubre de 2019 para que Norma Editorial diese el gran paso de volver a incluir en su catálogo manga nuevas obras de género yaoi, es decir, relaciones entre chicos. Sin embargo, muchos pensarán que dicha espera ha merecido la pena en el momento en que la editorial anunció que habría nuevamente la veda del género con Color Recipe, obra de la infatigable Harada, quien durante más de ocho años ha demostrado una gran flexibilidad y capacidad para narrar historias de género BL siempre con un toque oscuro, dramático, triste e incluso turbio. Una artista que domina claramente el género y que no tiene reparos al mostrar las relaciones entre los protagonistas masculinos de forma abierta y muy explícita, lo que algunos considerarán un plus en su peculiar estilo narrativo. Una obra que se suma al cada vez más amplio abanico de yaoi en castellano. ¿Queréis saber cómo es el primer tomo de Color Recipe? Pues seguid leyendo.

“No podía dejar que te alejaras de mí. Estaba desesperado por encontrarte”

Color Recipe

Shôkichi es un joven estilista con una gran habilidad como profesional pero una profunda carencia de carisma para estar de cara al público, lo que le genera cierto conflicto laboral con los clientes, quienes buscan en él una persona con quien mantener una agradable charla con la que relajarse mientras se ponen guapos. Un día llega a la peluquería en la que trabaja Fukusuke, un hombre con menos destreza que Shôkichi pero con una jugosa cartera de clientes gracias a su labia y a su talante y amabilidad con los clientes. Molesto por sentirse desplazado por Fukusuke, Shôkichi no inicia con buen pie la relación con su nuevo compañero de trabajo.

No obstante, cuando Shôkichi comienza a ser víctima de acoso por parte de uno de sus clientes más fieles, Fukusuke se presenta como su salvador, algo que confunde a Shôkichi, especialmente en el momento en que este le confiesa que está enamorado de él. De esta manera, ambos comienzan una relación cargada de reticencias, cierto sentimiento de agradecimiento y mucha tensión sexual, todo envuelto en un oscuro y turbio plan que nada tiene de espontáneo o romántico.

Color Recipe comenzó a publicarse en la revista Ciel (Kadokawa Shoten) en 2018 y, posteriormente, pasó a las páginas de la revista Dear + (Shinshokan). La obra fue recopilada en dos volúmenes. Este mismo año Harada se ha puesto manos a la obra con la secuela de la historia, titulada Color Recipe Clear, y que se puede leer en las páginas de la revista Dear + (Shinshokan), donde aún permanece en activo.

Sobre la autora

Harada comenzó su andadura como dibujante en 2011 adentrándose en el mundillo de los doujinshi gracias a Gintama, lo que la permitió ir desarrollando un estilo propio centrado en las historias de género chicoxchico. Entre sus obras más destacadas destacan Henai (2014), Suki na Hito Hodo (2014), Yajirushi (2015), Nega (2016), Happy Kuso Life (2018) y Color Recipe (2018) y Color Recipe Clear (2019), entre otras. También ha participado en compendios de historias yaoi originales como Erotoro (Vol. 2, 2012), b-BOY Sachiku (2014), Gesu BL (2014), Joshi BL (2015) y Shinju BL (2016), entre muchos otros títulos.

Edición de Color Recipe Vol.1 por Norma Editorial.

Norma Editorial ha sacado al mercado el primer volumen de este Boys Love en formato rústica con sobrecubierta y un tamaño de 13 x 18,2cm. Se trata de un tamaño superior al habitual en sus manga, pero que ya hemos tenido entre manos con obras anteriores como Nen Ne No Ne o Cómo se hace la Jump. Este está compuesto por 184 páginas en blanco y negro y 6 a todo color, motivo por el cual la editorial ha justificado el aumento de precio de este primer volumen de Color Recipe de los habituales 7,50-8 euros de otras de sus obras que se editan en tamaño estándar a los 9,50 euros que cuesta la obra de Harada.

Color Recipe

En esta primera toma de contacto con la historia de Shôkichi y Fukusuke el lector puede disfrutar de los primeros cinco capítulos, más que suficientes para conocer a los personajes, plantear la trama principal de la historia y adentrarse en esta unos primeros pasos muy significativos, incluyendo un giro de guión al final del tomo bastante interesante aunque un poco predecible. Además, el tomo se cierra con tres breves extras titulados Color Recipe Control, El Señor Kihara y Color Recipe Accent, los cuales ayudan a conocer un poco más de la vida de los principales protagonistas de este primer tomo.

En cuanto a la traducción al castellano, esta es obra de Adrià Saborido, de DARUMA Serveis Lingüístics, SL. Esta destaca por tener un vocabulario muy sencillo y accesible para todos los lectores, sin apenas tecnicismos (alguno que otro para referirse a términos de peluquería, pero pocos), lo que hace de Color Recipe una obra ligera y que se lee fácilmente.

Color Recipe

Opinión Personal

Color Recipe es un manga yaoi que a primera vista no sorprende. La trama, a priori poco innovadora, narra la historia de dos chicos que se conocen, en uno surge el amor a primera vista y trata por todos los medios de que el otro termine sintiendo lo mismo por él. No obstante, dicha premisa de partida va cambiando conforme se avanza en la lectura, ya que las primeras impresiones que el lector se hace de todos los personajes, excepto Shôkichi, son erróneas. De hecho, lo que Harada narra en Color Recipe es una historia mucho más turbia, oscura y propia de un acosador o sociópata con un objetivo claro en mente. En cuanto a la narración de la historia, lo cierto es que esta atrapa gracias a su continuidad a lo largo del tomo, sin experimentar bajones. Esto se debe a la alternancia de escenas dramáticas con otras de alto contenido erótico que aligeran la narración.

Para crear esta historia Harada se adentra en el mundo de los estilistas que, al igual que otras esferas como la moda o el maquillaje, dependen más de los contactos y las buenas relaciones interpersonales o redes de contactos que el interesado pueda hacer que de su propia valía como profesional de su sector. De esta manera se expone una premisa que, extrapolándola a cualquier ámbito de la vida real, algunos pueden haber experimentado en carnes propias: ¿es mejor hacer bien tu trabajo, de manera meticulosa y eficaz aunque te tachen de extrovertido o antisocial, o es preferible caer en gracia aunque tu trabajo sea mediocre o del montón?

Color Recipe

Este universo se crea alrededor de unos personajes con personalidades muy marcadas. Shôkichi es el típico protagonista de buen corazón, dedicado a su labor y que no desconfía de nadie, ya que no es capaz de ver más allá de su trabajo como estilista, aunque su incapacidad para entablar relaciones personales con su entorno le preocupa. Por otra parte está Fukusuke, un hombre con don de gentes y de palabra pero que muestra un serio trastorno de la personalidad. Es realmente él quien da a la obra ese toque oscuro, retorcido y perturbador que mantiene al lector en vilo hasta el final y, más allá de este, con ganas de saber cómo continúa su plan. En cuanto al resto, se trata de personajes con personalidades más estándar y que sirven de soporte para que los protagonistas desempeñen su historia, de manera que se convierten en apoyos o cómplices de estos según el caso.

Si algo caracteriza a Harada es que es muy directa con su estilo de dibujo. Siendo dibujante de BL, sabe que uno de los puntos fuertes de este género para muchos lectores del mismo es, precisamente, que sea explícito cuando se narran los encuentros sexuales entre los protagonistas. Y en eso Harada demuestra tener un sexto sentido y una habilidad muy destacable para mostrar dichas escenas. Más allá de hacerlas hermosas o románticas, lo que busca es despertar sentimientos en el espectador, ya sea para emocionarle o para perturbarle o, simplemente, para abrirle los ojos a nuevas experiencias. De esta manera, combina unas primeras ilustraciones eróticas que despiertan la fantasía con los personajes para pasar rápidamente a ilustraciones mucho más concretas, explícitas y visualmente impactantes. No obstante, en lo que respecto al dibujo del resto de la obra Harada muestra una calidad muy aceptable pero un tanto fluctuante, ya que pasa de dibujar escenas con mucho detalle y gran acabado de los perfiles de los personajes a mostrar otras con trazos mucho más ligeros y despreocupados.

En cuanto a la edición en castellano que Norma Editorial ha sacado al mercado, esta aprueba con nota los estándares de calidad del que es su primer BL en muchos años. A su buen acabado se suma una buena traducción sin erratas ni faltas ortográficas (al menos que haya detectado en una primera lectura) y una impresión perfecta. Así pues, esperemos que esta sea la primera de muchas obras de género yaoi que se sumen de ahora en adelante al catálogo de Norma Editorial.

Color Recipe