Vivimos unos años de cambio, de cambio en la mentalidad de muchísima gente, sobre todo joven, que ve como una precariedad laboral, que en muchos casos roza el esclavismo, le tiene atrapado en una rutina sin sentido. Otros tantos han dejado atrás ya su vida…