Cada vez son más las fotografías de estudio que nos llegan con esos cosplayers perfectamente caracterizados, en la pose ideal, con el fondo perfecto, tal y como sus personajes de anime o manga lucen en la ficción. Sin embargo tras las imágenes perfectas siempre existe…