Si las aberraciones paridas por la febril mente de H.P. Lovecraft y el videojuego Portal tuvieran un hijo, ese probablemente sería Magrunner: Dark Pulse, juego que combina a los monstruos tentaculares del primero, con la mecánica de resolución de puzzles en primera persona del segundo….